Espacio de etología y educación

Cómo afecta el otoño a nuestras mascotas

Cómo el otoño afecta a nuestas mascotas

Cómo afecta el otoño a nuestras mascotas

El otoño es una de las épocas en las que las depresiones suelen ser más frecuentes e intensas, pero no solo afectan a los seres humanos, también nuestras mascotas se pueden poner tristes y apáticas.

Después de un verano de sol, playa o campo, tiempo libre con el otoño vuelve la rutina y esto puede ser para muchos un motivo de estrés y depresión, incluido nuestras mascotas.

Deben volver a quedarse horas solos en casa, el cambio de horario, los paseos son más cortos y rápidos, el frío, el viento, la lluvia. Todo hace que humanos y mascotas caigamos en el conocido como trastorno afectivo estacional (TAE).

La vuelta a la rutina y la falta de luz

El factor que más afecta a perros y gatos es la luz. Los cambios en la luz del día y en la temperatura pueden llegar a desencadenar importantes cambios hormonales en ellos.
La disminución de horas de sol naturales provoca que se active el componente hormonal de la hibernación para ahorrar energías, lo que hace que nuestras mascotas se vuelvan más apáticas y perezosas.
Para ayudar a nuestras mascotas a adaptarse mejor a los cambios de estación y, sobre todo, a los cambios de hora, debemos realizar una adaptación progresiva. Todos sabemos lo importante que son las rutinas en la vida de nuestras mascotas, así que un truco que podemos hacer es ponerle la comida 10 o 15 minutos antes (con el cambio de horario de verano, será al revés e iremos retrasando la hora de comer) durante unos cuantos días.
Los paseos también podemos ir adaptándolos de la misma forma: adelantando o atrasando el horario poco a poco. De esta forma tan sencilla, en pocos días podremos contrarrestar el cambio de horario y neutralizar los efectos que estos cambios provocan en ellos, irritabilidad, nerviosismo e incluso desorientación.

La muda de pelo en otoño

Durante el otoño, perros y gatos, comienzan a mudar su pelo y necesitan que aumentemos la frecuencia de cepillado. Para poder hacer frente a la bajada de temperaturas, el pelo fino del verano deja paso a un pelo más tupido, fuerte y grueso que les permite protegerse del frío.
Para ayudar a esa muda podemos reforzar su alimentación con productos ricos en ácidos grasos omega 3 como el Aceite de Salmón Grizzly o snacks específicos.
También podemos añadir suplementos como la levadura de cerveza.

La salud de tu mascota en otoño

Con la bajada de temperaturas, llegan también los resfriados y un aumento de los problemas respiratorios. Es algo muy común, tanto en gatos como en perros, y empieza con un poco de tos, mucosidad y un poco de fiebre.
Evita los lugares muy húmedos y fríos, especialmente cuando se haya puesto el sol, y si tu mascota se moja las patas durante el paseo, límpiaselas al llegar a casa para eliminar la humedad.
Si tu mascota tiene artrosis con el cambio de estación podría ser que se le acentuara más durante estos días, ya que con las variaciones de temperatura las articulaciones pueden inflamarse más fácilmente. Modifica su alimentación para ayudar en el tratamiento de su artrosis de manera natural.

Leave a Reply

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.